cruising-guadalajara

Un relato exclusivo para Relaróticos de Nabati19354062

Hola qué tal solo. Hoy quiero dejar mi relato por escrito en esta página. Mi nombre es Luis, tengo 29 años y soy de Guadalajara, Jalisco, en México. Mido 1.73 metros, soy moreno claro de ojos cafés.

Bueno, les cuento iba yo camión al trabajo como eso de las 5:20 de la mañana. Justo al tomar mi camión en la esquina de mi casa estaba otro chavo como de unos 30 o 33 años, con la misma complexión que yo; llevaba puesto un pantalón pegado al cuerpo por lo que se le veía un buen culón.

Ahí fue cuando noté q me miraba y como solo estábamos él y yo en la esquina me dio algo de morbo la situación por lo que decidí dar un paso más y agarrarme el bulto enfrente de él.

Al mirar lo que yo hacía empezó a jugar con su lengua, lo que me ponía más cachondo. Apenas se iba a acercar cuando ya venía el camión. Le cedí el paso para que abordara él primero y al estar subiendo hizo como que se atoró para agarrarme el bulto.

Como era de madrugada el camión iba con las luces a medias, así que él se fue hacia la parte trasera, a lo que de inmediato lo seguí. Él se sentó en el asiento de enmedio dejándome el de la orilla.

Yo llevaba un pans gris, lo cual iba a facilitar las cosas. Me empecé a sobar, se acercó y me empezó a dar caricias suavemente sobre mi verga que ya estaba despertando.

Después vimos que no había mucha gente por lo que lo agarré de la cabeza, lo bajé hasta mi verga y empezó a darme unas mamadas deliciosas en medio de aquel camión semi vacío.

Yo sentía que me iba al cielo, pero entonces nos tuvimos que bajar para abordar el tren ligero (especie de metro). Yo iba demasiado caliente y mi verga no se podía bajar de lo prendido que estaba. Solo atiné a taparla con mi mochila al subir al tren.

Entonces lo perdí y ya no lo ví creí que no lo vería más, aunque mi verga seguía dura y no quería cesar. Justo en la otra estación lo ví en la otro puerta, me sonrió y corrió a subirse por la puerta en la que yo estaba.

El tren a esa hora va lleno, así que se puso frente a mi y siguió sobando mi verga erecta, metió su mano en mi pants y continuó masturbándome. Vi que sacaba la mano y con lo poco que lubricaba él se metía los dedos a la boca y lo saboreaba.

Así estuvimos hasta que llegamos a la última estación, me hizo señas con la cabeza de que nos bajáramos y así lo hice. Lo seguí y salimos de la estación en la cual está el parque Rojo, ahí hay unas bancas en las cuales nos sentamos, se metió debajo de la mesa y empezó a mamarme la verga hasta sacarme la leche. ¡e la tragó toda! dejó mi verga limpia.

Acabado esto se paró, me besó, me dijo su nombre y me dió una tarjeta con su número. Hasta hoy lo hacemos casi cada tres días.

Espero les guste. Me gusta mucho el cruising. Saludos Pueden encontrarme en Twitter en @Nabati19354062

TÚ TAMBIÉN PUEDES PUBLICAR TU RELATO

Escríbenos a redaccion@relaroticos.com  o da clic aquí y llena nuestro formulario. Puede ser anónimo o con tus propios datos para que más personas te contacten.


¿Te gustó? ¡Califícalo!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

¡Comenta! (No es necesario registrarse, solo escribe el comentario y da ENVIAR)